|La alarma del cava|

Esta mañana me encontraba nuevamente en mi “ya” conocido taburete del salón cuando Emma preparaba un latte macchiato para una clienta y le sonó el móvil. “Es la alarma del cava… Cada día a las doce, a las tres y a las cinco lo servimos a los clientes, además de cuando a alguien le apetece a lo largo del día”. La clienta se relajó y se sentó en una de las sillas de estilo Isabelino de la sala del café. A los pocos minutos entró otra nueva clienta recién llegada de París y pidió la carta de sushi a Tamara. Entonces me pregunté yo, ¿dónde estoy? Pensaba que conocía Carlos Martín Peluqueros, pero cada día me doy cuenta de que siempre hay algo que me puede sorprender. Así que bienvenidos de nuevo a Carlos Martín Peluqueros.

IMG_1183

A lo mejor lo que yo os cuento aquí no te parece algo nuevo, ya lo sabías o ya te lo habían contado. Pero yo no, yo no lo sabía, no me lo habían contado y me ha sorprendido. Así que aprovecho esta página que tengo para mí y te lo cuento a ti, aunque sólo seas el único que no se ha enterado o si me apuras, el único que no se había dado cuenta de que en esa calle tan en pendiente y estrecha que une San Miguel con Ramblas, hay algo más que una peluquería, un salón de belleza o un salón de bienestar.

Así es, hay algo más que todo eso, que ya es mucho. Para empezar te diré que cuando entras, lo estás haciendo a un conjunto de tres casas mallorquinas del año 1700. Después de ver lo más parecido a una peluquería (los tocadores), entras en un pasillo de colores neutros con una línea turquesa pintada en la pared que te indica el camino. Algunos clientes me han descrito esa sensación como “adentrarse en una casita de muñecas”. Si acabas esa franja con ese color con tanta personalidad, llegarás al “salón del café”. Podría llamarse la “sala de espera”, pero, en mi opinión, es un término demasiado generalizado para un espacio con tanto carácter.

IMG_1179

pelu-08

Ahí te podrás encontrar como en un palacio pero viviendo en la actualidad: una cafetera con mil funciones que hasta te mezcla la leche con el café para el famoso “cortado” (a mí me pareció lo más), revistas en 4 idiomas que se renuevan cada mes, un staff de más de cinco nacionalidades diferentes (rusa, argentina, japonesa/francesa, etc.) y a lo mejor, hasta te puedes encontrar sentado junto a la persona más conocida de todo Baleares.

IMG_1175

IMG_0847

Retrocediendo un poco en los espacios, tengo que dirigirme a todos los hombres y deciros que, aunque nuestro espacio en el salón es una auténtica pasada, las mujeres tienen un lavacabezas más parecido al asiento de primera clase de un avión que a una butaca para lavar el cabello, sin desmerecer el nuestro que es el más vintage de todos.  Es lo más y hay quienes se quedan dormidas. Es más, en este momento que estoy escribiendo este párrafo, Juanma está haciendo tiempo para no despertar a la señora a la que lavaba el cabello. Yo puedo decir que lo he probado y que no me hubiera levantado de ahí jamás.

IMG_8804

Un día podemos profundizar en cada uno de los componentes del staff de Carlos Martín, tanto los que veis como los que no. De momento os contaré que todos ellos, a parte de formarse en el sector de la peluquería, van a clases de inglés para poder entenderse con casi cualquier cliente que entre por la puerta. Y por si alguna vez les falta creatividad, alegría o fortalecer la felicidad, Carlos se encarga de ello y les aconseja técnicas y recursos de meditación, relajación, crecimiento personal y gestión emocional. Ya que en este trabajo esta parte tiene mucho peso. Así que la próxima vez que entres por la puerta, recuerda que tienes delante de ti a profesionales de la “A” a la “Z”.

Por último, puedo contarte que Carlos cada día, sobre las 13:45 suelta sus tijeras y/o cualquier utensilio de peluquería y nos sirve comida que trae preparada, muy rica y sana, como si de una gran familia se tratara, con toques, especias y guiños de cualquier rincón del mundo (el destino de Carlos era ser cocinero y el mundo de la peluquería se le cruzó en el camino), pero eso os lo contaré más adelante, en otro capítulo. De momento sé que mañana viajo a Marrakech y ya tengo claro cuál será mi “souvenir” para el salón: ¡Especias!

IMG_1180

De verdad que mi intención no era promocionar la peluquería más famosa de la ciudad, pero sé que en algún momento leyendo esto, los que ya sois clientes, habréis pensado eso de “por eso voy ahí” y los que no, sin daros cuenta vuestro subconsciente habrá pensado “¿y yo, por qué no voy ahí?”

Así que… mientras pensáis el “y yo por qué no…”  os voy a tener que dejar, son las 12:10 h y Emma ya me ha servido el cava y ahora está muy, muy frío.

IMG_1173

Así que nos (vemos) leemos muy, muy pronto sin una copa de más pero sabiendo el doble de Carlos Martín Peluqueros.

· L L O R E N ÇC O L M I L L O  para   C A R L O S   M A R T Í N  PELUQUEROS ·

_______________________________________________________________

This morning when I was in my “famous” stool Emma was preparing a latte macchiato for a client and then her phone ringed. “Is the champagne alarm…Everyday at twelve, at three and at five o’clock we give it to our clients and also during the day if someone wants it.The client relaxed and sat down in one of the coffee room Elizabethan style chairs. Within a few minutes a fresh in from Paris client entered and asked for the sushi menu to Tamara. Then I asked myself: where am I? I thought I knew all about Carlos Martín Peluqueros but I realized that everyday something new surprise me. So welcome back to Carlos Marina Peluqueros.

Maybe what I’m going to tell you here for you isn’t new, you knew it before or someone told you yet but for me is totally new, I didn’t know it before, anyone told me and surprised me a lot. So I’m going to use this page to tell some things even if you are the only one not informed and if you hurry me, the only one that didn’t realized that in this narrow street on slope that links San Miguel with Ramblas, there’s something more than a hairdresser, a beauty center or a wellness salon.

That’s right, there is something more than all you see, which is already a lot.
To start I’ll tell you that when you enter, you’re doing it to a set of three Mallorcan houses from the year 1700. After seeing the closest thing to a hairdresser (dressing table), you enter to a corridor of neutral colors with a turquoise line painted on the wall that shows you the way. Some clients have described that feeling as “going into a dollhouse.”
If you finish that strip with that color with so much personality you will arrive at the “coffee room”. It could be called the “waiting room”, but, in my opinion, it’s a too generalized term for a space with so much character.

There you can find yourself as in a palace but living in the present: a coffee machine with a thousand functions that even mixes milk with coffee for the famous “cortado”( I though it was so cool), monthly magazines in 4 languages, a 5 nationality’s staff (Russian, Argentine, Japanese / French, aso) and maybe you can be seated next to the most known person of the Balearic Islands.
Going back about the spaces I have to address all the mens and tell you that although our space in the salon is amazing, ladies have a head wash basin more closer than a first class flight seat than what really is. They say is so cool and sometimes someone falls asleep. Wait a moment, Juanma is killing time not to wake up the client who was cleaning the hair for. I have to tell you that I proved it and I would never have gotten up from there ever.

One day we can talk deeper about Carlos Martin’s staff, both those you see and those who do not. For now I will tell you that all of them, apart from training in the sector of hairdressing, they go to English classes to be able to get along with almost any client that comes through the door. And if sometimes they loose creativity, joy or they need to strengthen happiness, Carlos take care of it and teach them techniques and resources of meditation, relaxation, personal growth and emotional management. Because in this job is a very important part. So the next time you walk in the door, remember that you have professionals from “A” to “Z” in front of you.

Last but not least, tell you that every day around 13:45 Carlos puts down your the scissors and / or any hairdressing tool to cook delicious and healthy food as if they were a big family, with touches, spices and winks from any corner of the world ( Carlos destiny was to be a cooker and the world of hairdressing crossed him on the way), but this I will tell you in another chapter. At the moment I know that tomorrow I flight to Marrakech and I know yet what will be my souvenir for the salon: spices!

Actually, my intention wasn’t to promote the most famous hair salon in the city but I know that reading this, some of you that are clients yet would thought: “that’s why it’s my hairdresser and for those that still don’t go there without noticing your subconscious will have thought “and, Why I’m nor going there?”

So…while you think why I have to finish here, it is 12 o’clock and Emma have served me champagne and now is so cold.

We see, I mean read so so soon not drunk but knowing more about Carlos Martín Peluqueros.

· L L O R E N ÇC O L M I L L O  for   C A R L O S   M A R T Í N  PELUQUEROS ·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s